Demeyere Cookware, experience the quality, taste the difference.

Controlinduc®: ¡adiós al sobrecalentamiento!

Demeyere ha fabricado las primeras cacerolas y sartenes utilizando ControlInduc, un sistema de seguridad que limita la temperatura máxima a 250°C en placas de inducción. Evita que los alimentos se quemen y garantiza que la sartén permanezca caliente sin riesgo de sobrecalentamiento. Estos productos están disponibles con capa antiadherente (ControlInduc) o sin ella (ProControl).

A menudo, muchos clientes y chefs tienen problemas a la hora de ajustar la temperatura correcta para freír carne, pescado, etc. Cuando la comida se ha sobrecalentado, se quema y se adhiere al fondo de la sartén. Un producto con capa antiadherente evita que los alimentos se peguen, pero a determinadas temperaturas elevadas, la capa se desintegra y pierde sus propiedades antiadherentes.

Los alimentos siempre se fríen a una temperatura entre 170°C/335°F y 230°C/450°F. Por encima de 250°C/485°F, los alimentos comienzan a carbonizar y ya no pueden consumirse. El Teflon, utilizado en todo tipo de capas antiadherentes, comienza a desintegrarse a una temperatura superior a 280°C/535°F. Estos riesgos pueden evitarse utilizando el sistema ControlInduc, pero solo en cocinas de inducción.

Hasta alrededor de 220°C/425°F, un producto dotado con ControlInduc calienta prácticamente igual que las demás sartenes, pero más allá de esa temperatura la fuerza de los inductores disminuye gradualmente y se estabiliza en algún punto entre 245°C/475°F y 250°C/485°F. Entonces automáticamente se ajusta a la potencia necesaria para mantener la temperatura, o para compensar la pérdida de calor en el aire o los alimentos. Al depositar alimentos fríos o crudos en la sartén, ésta se enfriará y, automáticamente la potencia del inductor aumentará sin que el ususario intervenga. Incluso aunque se olvide una sartén en la placa de inducción durante horas, no se sobrecalentará. En el caso de los productos ControlInduc con capa antiadherente significa que la capa permanecerá intacta, puesto que la temperatura se bloquea a 250°C/485°F.

Estos magníficos resultados se deben a las propiedades especiales del material magnético incorporado en la capa exterior del producto. Como ya sabrá, una placa de inducción necesita disponer de una sustancia magnética en el recipiente para poder crear calor. Sin ella, el recipiente no se calentará en el inductor. El material magnético de Demeyere utilizado en la capa exterior del producto ControlInduc es una superaleación única que conserva su magnetismo hasta 250°C/485°F. Más allá de esa temperatura, el material pierde sus propiedades magnéticas e indica al recipiente que disminuya sus niveles de energía.

Compatibilidad con todos los sistemas de inducción

También es compatible con los sistemas de inducción profesionales que se utilizan en la industria del catering. Para utilizar adecuadamente ControlInduc en estos sistemas profesionales, póngase en contacto con Demeyere a través de e-mail. Especifique el nombre de la empresa, el tipo y número de producto, y el año de fabricación de su sistema de inducción. Nuestra dirección de email: info@demeyere.be